martes, 11 de diciembre de 2012

Y de todos los estrenos de otoño...

... al final me he quedado con tres en mi calendario seriéfilo. Ni más, ni menos. El resto han ido cayendo todos, cada uno por diferentes razones, pero todos reuniendo capítulos acumulados y cero interés por verlos. Y sólo han resistido tres. De los cuales uno ya está sentenciado, así que ya veis qué bien elijo. 

666 Park Avenue es la cancelada. Tengo muchos capis atrasados pero la verdad es que el principio de la serie, con sus fallos y sus cromas, me gustó. Así que estoy encantada de que hayan decidido darle un final cerrado, así podré verla como si de una miniserie se tratase (y ponerme al día en navidades que ya va siendo hora).

The Mindy Project ha corrido mejor suerte y le han ordenado temporada completa. La verdad es que sin verlo venir Mindy me ha conquistado, con sus secundarios (adoro a Morgan y el doctor Castellano también tiene unos momentos geniales) y su extravagante forma de ser. Espero que tengamos segunda temporada de esta ginecóloga tan especial.



Y dejo lo mejor para el final. Quién me iba a decir a mí que Chicago Fire, de la que yo sólo esperaba torsos de bomberos, me iba a acabar gustando tanto. Y es que a esos chicos se les coge cariño, a las paramédicos de la ambulancia, a todos los bomberos... cada uno con sus historias. No deja de ser la típica serie de una determinada profesión, como las de médicos, polis o abogados que ya tenemos más vistas, pero con unos protagonistas más originales. Y a mí me han convencido. Y no sólo por los cuerpazos, que conste. Para cuerpazo ya estaba el de Arrow y no aguanté más que dos capítulos, que un cuerpazo no lo es todo :P.

A ver qué trae la midseason, aunque no soy muy optimista con el número de series que pasen la criba. Pero en fin, más tiempo para ver las que ya seguía y las que estoy viendo a mi ritmo. Mientras los días no sean de más horas, alguna ventaja tenía que tener ir descartando series.


1 comentario:

Ana Pérez Martín dijo...

De los estrenos que has elegido me quedo sólo con The Mindy Project. Coincido en que tiene buenos secundarios y es una serie que te engancha. Respecto a Chicago Fire... decidí abandonarla ya que me daba mucha pereza ver a algunos personajes y no veía que las tramas avanzasen. Yo elegiría también Nashville, ya que no hace muy pesada con las canciones y Conie Britton se merienda a Hayden Panettiere, tanto en la interpretación como musicalmente hablando.